Académicos de Honor

A lo largo de su historia, la Academia Gastronómica de Málaga ha nombrado como Académicos de Honor por su contribución a la promoción de la gastronomía malagueña y su colaboración con la institución a la Universidad de Málaga, la Cámara Oficial de Comercio Industria y Navegación de la provincia de Málaga y el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre (2017). 

Universidad de Málaga

Por la realización del Curso Experto en Gastronomía, durante cuatro convocatorias consecutivas en las enseñanzas de postgrado.

Por su cooperación en el XXV Aniversario de nuestra Academia, mediante la cesión del Salón de Actos del Rectorado para el ciclo de conferencias programado.

Por la aprobación e impartición de los talleres de Alimentación, cocina y gastronomía en el patrimonio cultural andaluz (2003) y otro referido a La cultura del aceite, la aceituna y el olivo (2004), ambos patrocinados por el Vicerrectorado de Extensión Universitaria.

Por la aprobación y otorgamiento de responsabilidad en la Dirección de los siguientes cursos de verano organizados por la Fundación General de la Universidad de Málaga (FGUMA):

a) Gastronomía malagueña: raíces y aromas (Ronda, 2004).

b) Ronda: sierras, lagares y despensa.

c) Desarrollo sostenible, gastronomía de calidad y excelencia turística. (Vélez- Málaga, 2008).

Cámara de Comercio de Málaga

Por la promoción de la cocina malagueña en el extranjero, particularmente en las Jornadas celebradas en el Hotel Bristol de París.

Por la publicación del estudio: Calidad en el sector de la restauración en la provincia de Málaga.

Por los cursos impartidos: Atención al cliente en la restauración y La cocina creativa.

Por su patrocinio de los premios anuales “José Meliá Sinisterra” a la cocina de hotel.

Por su participación en el proyecto La Málaga de Picasso y su vinculación con la gastronomía.

Por su impulso al proyecto “Málaga con arte”, donde el pincel y la bodega se aúnan para la promoción de los vinos de Málaga.

Alcalde de Málaga

La Academia Gastronómica de Málaga celebró en 2017 su cuarenta aniversario en el rectorado de la Universidad de Málaga, en un acto en el que su presidente, Manuel Tornay, impuso la medalla de Académico de Honor al alcalde de Málaga, Francisco de la Torre. 

Francisco de la Torre recibió la medalla como “un reconocimiento que me honra profundamente”. “Recuerdo vuestros inicios, allá por 1977, coincidiendo con la andadura democrática de este país. Cuarenta años después, España, con todos sus problemas, ha mejorado muchísimo y el sector turístico y la gastronomía son sin duda dos de nuestros grandes éxitos”, finalizó.